Cabecera Liposucción

En que consiste:

La Liposucción es una intervención quirúrgica que remodela la figura de forma localizada en zonas afectadas por una acumulación de grasa. Puede realizarse en distintas zonas del cuerpo, aunque las más habituales son el abdomen, los flancos, los trocánteres (cartucheras), cara interna de muslos, rodillas y glúteos. Consiste en la aspiración de los depósitos grasos subcutáneos mediante la introducción de una cánula conectada a un sistema de vacío. Las cánulas son muy finas y se introducen a través de pequeñas incisiones en la piel, que dejan una cicatriz prácticamente imperceptible a simple vista. Es un tratamiento indicado especialmente para retirar tejido graso localizado que no responden ni a la dieta ni al ejercicio. No es una técnica para solucionar la obesidad ni favorecer la pérdida de peso. Durante el postoperatorio inmediato se colocará un vendaje elástico durante 4 semanas para ayudar a la piel a adaptarse al nuevo contorno, desapareciendo la inflamación de la zona tratada en un plazo de 3 meses hasta su resolución definitiva. Después de esta intervención, Clínica Natshell recomienda cuidar tus hábitos alimenticios y realizar un nivel medio de ejercicio, para que la grasa no vuelva a acumularse, en Clínica Natshell encontraras profesionales que te ayudarán en este proceso.

Indicaciones:
  • Acumulación severa de adiposidad en piernas, glúteos y abdomen.
  • Cúmulos localizados de grasa.
  • Asimetría corporal en relación a otras partes del cuerpo.
Resultados que puedes obtener:
  • Proporciona un nuevo contorno corporal.
  • Resultados permanentes, manteniendo una dieta equilibrada y ejercicio.
  • Resultados visibles a los 3 meses.